LLEGA EL PROGRAMA ALIMENTANDO CORAZONES A ABUELITOS Y DISCAPACITADOS DE LA CAPITAL

COMUNICADO 453

09 de octubre de 2017

 

 LLEGA EL PROGRAMA ALIMENTANDO CORAZONES A ABUELITOS Y DISCAPACITADOS DE LA CAPITAL

 

  • Con el apoyo de estudiantes de la Unidad Académica de Turismo de la Universidad Autónoma de Zacatecas, se brindará una comida caliente al día a 222 personas en condiciones de vulnerabilidad
  • Firma el Ayuntamiento de Zacatecas y la UAZ un convenio de colaboración para darle vida a este programa social

 

El Ayuntamiento de Zacatecas y la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ) firmaron un convenio de colaboración mediante el que trabajarán, de manera coordinada, para darle vida al Programa Alimentando Corazones, con el que se beneficiará a 222 personas que recibirán una comida caliente al día.

 

Frente a varios jóvenes de la licenciatura en Turismo, quienes habrán de elaborar los alimentos que se repartirán de lunes a viernes, la alcaldesa resaltó que la idea de Alimentando Corazones no sólo es proporcionar comida, “sino de que a quien se la estamos proporcionando, también alimentemos su corazón, entregarla con afecto, con una palabra de aliento”.

 

Abrió la posibilidad a los jóvenes a que en algún momento entreguen la comida a alguno de los 222 beneficiarios y conozcan su situación de vida, “cada uno de ellos vive en un verdadero abandono”, expresó, por ello, de manera constante se revisan los padrones de programas como este, ya que, por desgracia, algunos han fallecido.

 

El integrar a la UAZ en este esquema, agregó, da total transparencia al uso público de los recursos dado que no está dispuesto para una empresa que ofrezca ganancias, sino que es un beneficio colectivo al participar alumnos, institución académica y Municipio,  con lo que se hace un círculo virtuoso.

 

En esta primera etapa que terminará el 29 de diciembre, servirá de experiencia y aprendizaje con el objetivo de que este programa se pueda mejorar el año que entra; “elegimos a los beneficiarios con lupa, ha sido un trabajo de revisar una y otra vez quiénes eran cada uno de los beneficiados, establecer niveles de responsabilidad si se trataba de un anciano que tuviera hijos para que ellos se hicieran cargo. Cuando no logramos nada, entonces nos hacemos cargo nosotros, pero tampoco se trata de generar dependencia”.

   

Agradeció la decidida colaboración de la UAZ en todos los proyectos que esta Ciudad Educadora y de la Innovación inicia, “a la mejor este programa es pequeño, pero trascendente, de esa manera también queremos coadyuvar para que nuestra Alma Mater se fortalezca”.

 

El rector de la máxima casa de estudios, Antonio Guzmán Fernández, explicó a los jóvenes estudiantes de distintos semestres que se sumarán al proyecto, que Alimentando Corazones es un programa que tiene como propósito favorecer el acceso de alimentos en personas de la tercera edad y/o con discapacidad que viven en condición de pobreza en sus dimensiones alimentarias y de salud o vulnerabilidad.

 

Se les proporcionará una comida diaria que está elaborada y diseñada con base a las necesidades propias de las personas de esta etapa de la vida, ya que una buena alimentación es fundamental desde la infancia hasta la vejez.

 

Como institución educadora, agregó, y en conjunto con el ayuntamiento con el que se tiene un interés compartido por incidir de forma efectiva en la solución de problemas sociales promoviendo el enfoque de derechos y desarrollo sostenible, en esta primera etapa se brindarán 222 alimentos diarios producidos por 54 estudiantes de dicha carrera, del eje de Gastronomía, durante 70 días, de lunes a viernes.

 

Las y los jóvenes serán recompensados con una beca económica al final del programa, “sin embargo, estoy convencido que la mejor recompensa es saber que están contribuyendo a una tarea noble, festejamos este tipo de convenios, es el granito que puede aportar la universidad a nuestra sociedad”, externó el rector.

 

Al evento asistieron José Encarnación Rivera Muño, síndico de la capital; David Silva Cháirez, regidor; Ariel Pargas Pineda, secretario de Desarrollo Social del municipio; Lina Rocío Martínez Aguilar, responsable del programa académico; Margil de Jesús Canizales Romo, director de la Unidad Académica de Historia, y auxiliares en gastronomía.

 

María Reyes Morúa y su hijo José Manuel Romero Morúa, son dos de los beneficiarios de este programa; la señora de la tercera edad atiende a su hijo con discapacidad visual y entre las 13 y 15 horas del día reciben el alimento en su casa ubicada en la colonia Felipe Ángeles.

 

De igual forma, María de Jesús Barrera Pérez y María Luisa Reinalda Silva, esperan la comida elaborada conforme a una dieta balanceada; la señora tiene 90 años y su hija padece una discapacidad motriz.

 

WordPress SEO fine-tune by Meta SEO Pack from Poradnik Webmastera